la inmigración que tenemos

Esa que quita el trabajo, que roba, que acapara las ayudas sociales…

…pues resulta que el otro dia en Durango, un musulmán de esos “con malas pintas y  barbas sin arreglar” iba conduciendo y se cruza con otro coche en el que iban una madre y dos hijas.

Aparcan su coche…y al salir se dan cuenta que la persona musulmana les hace gestos con la mano a modo de saludo. Una de la hijas le devuelve el saludo mientras que la madre hace un comentario estilo: “hala, hala…” acompañado de un “si hijas si, ya se que me vais a decir que soy racista…”

Viendo la insistencia del musulmán, una de las hijas se acerca a él y comprende lo que les estaba queriendo decir: la buena mujer se habia dejado las llaves olvidadas en la puerta del coche.

La mujer acabo diciendo:  “dios castiga y no da voces”

…esta es la inmigración que tenemos (un caso muy particular, nada más)